Opinión de La cuarentena de J.M.G., Le Clézio

Tuesday, 28 June 2016, 12:02 | Category : Léeme
Tags : , , , , , , , , , , , ,

la cuarentenaLe Clézio, ese autor francés que nos enteramos de su existencia después de ganar el Nobel en el 2008, es un autor sólido, que habla de culturas indígenas con facilidad, describe lo que sucede y su modo de vivienda. Y hoy me toca reseñarlo, pues terminé un libro suyo.

La forma de escritura es un poco rebuscada, en ocasiones dice poco con muchas palabras, pero acierta en las descripciones. Hay otras veces que su escritura es muy poética y consigue sumergirte en las playas que describe y en los sentimientos que los personajes sienten.

El libro es una novela que nos muestra la vida de la familia Archambau o parte de esa adinerada y pudiente familia en el siglo XIX. Parte de la familia, en su sueño de pertenecer una vez mas a la alta sociedad se embarca con rumbo conocido pero una epidemia los hace desembarcar en otra isla cercana. Ahí pasarán penurías y volverán a vivir.

***SPOILER***

Jacques, Suzanne y el pequeño León, parientes y herederos de los Archambau desean regresar a donde pasaron el tiempo mas feliz de su vida, la isla Mauricio. En el viaje, los tripulantes de la embarcación son azotados por epidemias, por lo que para evitar el contagio, son “desembarcados” en una isla cercana. El nombre de la isla, Plate y su pequeña hermana-isla Gabriel.

Pero Jacques tiene historia, pues sus padres murieron en la completa agonía y abandono, y su protector, William lo deja en un bar donde conoce a Rimbaud. William iba por un féretro para su nuera.
Y esa parte bien se pudiera obviar, pues en sí no aporta gran cosa a la trama, sólo que Suzanne, la esposa de Jacques, adora la poesía y como se la leen.

Los tres parientes llegan a la isla por un corto período de tiempo, en lo que se curan y mandan medicina para poder dar el brinco hacia la isla mayor, pero el tiempo pasa y la muerte llega y toca a sus puertas. Los habitantes de la isla están muriendo y los otros embarcados con el trío familiar, igualmente mueren. Jacques y León, hermanos de sangre, poco a poco se van separando en ideologías, pues León es mas salvaje y trata de fusionarse mas con la isla, de saber sus usos y costumbres, además de quedar perdidamente enamorado de Suryavati.

Los días pasan y la enfermedad aumenta. Los ex tripulantes del barco con epidemia son recluidos en la cuarentena, lugar que no tiene muchos servicios y que está abandonado por los gobernantes. Se forma un tipo de gobierno entre los habitantes de la isla y los extranjeros, pero los dos están separados, no se desea que unos infecten a los otros.
Semanas mas, los habitantes de la cuarentena son mudados a la isla Gabriel, lugar separado por una laguna. Y ahí pasan el resto de tiempo en lo que pasan a rescatarlos. En el tiempo entre, León se acostumbra a la vida en la isla, se ve junto con Suryavati e investiga la vida previa de Surya, de dónde viene, quién es su madre, quién es su abuela y porqué habla tan bien inglés y francés.

Toda esta mescolanza va aderezada con enfermedad y cansancio. Puedes oler las habitaciones, la pobreza, la comida. Puedes saborear el agua llena de maromeros, puedes oler las piras donde queman a los cadáveres. Y puedes sentir la separación entre los hermanos.

La novela en eso transcurre, pero finalmente no sabemos qué le pasa a León, qué le pasa a Suryavati. Sólo sabemos los descendientes de Jacques y Suzanne y un nieto, León que es el encargado de desentrañar la historia que alguna vez sus abuelos vivieron en la isla Plate y Gabriel.

***

No es una mala novela, está bien contada, el problema que yo le veo es que no llega a ninguna parte. La descendencia que nos interesa y de quién mas habla nunca aparece, hay suposiciones y eso nos deja medio tranquilos, pero no avanza mas. No hay un fin posterior a la llegada de los habitantes de Gabriel hacia la isla Mauricio y su posterior estancia en la casa Anna. Eso nos deja un poco intranquilos, pero con muchas suposiciones.

Leave a comment